La importancia de hidratarse en verano y de disponer de una máquina dispensadora de agua bien cerca

Si estás leyendo esto… recordatorio: ¡bebe agua!

Y es que eso es lo que queremos cuando leas este post: reforzarte la importancia de beber con mayor frecuencia. Ya entrados en el verano y con el calor más que instaurado, estés donde estés, un fácil acceso al agua toma una relevancia aún mayor. Y es por ello por lo que las máquinas expendedoras de agua cobran vital importancia.

El agua representa de media el 60% del peso corporal en los hombres adultos, y el 50-55% en las mujeres (Hydration for Health de Danone Nutricia Research). Esto significa que, en un hombre de peso medio (70 kg), el contenido de agua corporal es de unos 42 litros. Pero cuánto cuesta beber agua sin tener sed, ¿verdad? Lo que quizás no sepas es que las principales fuentes de pérdida de agua del cuerpo son la orina y el sudor. Estas pérdidas varían considerablemente en función del consumo de líquidos, la dieta, la actividad física y la temperatura. El cuerpo también pierde agua insensiblemente a través de la piel, los pulmones (respiración), y las heces (Hydration for Health de Danone Nutricia Research). Cantidad que, por tanto, hay que reponer para que el organismo mantenga su equilibrio.

La cuestión es que, en verano, las altas temperaturas hacen que se incremente la pérdida de agua del organismo y el riesgo de sufrir una deshidratación es mayor.

La deshidratación crea síntomas como la sed, dolor de cabeza, mareos, cansancio, e incluso la falta de concentración. Y si no se repone el agua los síntomas se agravan. En cambio, estar correctamente hidratados nos beneficia de múltiples formas.

El agua regula la temperatura del cuerpo. En días de calor como los que vivimos en estas fechas, beber agua fresca reduce nuestra temperatura corporal gracias al sudor y a la evaporación del agua a través de la piel.

• Además, el agua mejora el rendimiento físico, esto evitará que suframos malestares musculares o articulares. En verano sudamos mucho más y por tanto durante los periodos de ejercicio físico hemos de vigilar muy de cerca no deshidratarnos.

• Como sabemos, el agua ayuda a eliminar toxinas de nuestro organismo mediante la orina. De esta forma estamos manteniendo nuestro cuerpo limpio de sustancias que pueden ser tóxicas.

Beber agua de calidad nos ayuda a que tengamos una piel más sana y limpia. Las células de nuestra piel se fortalecerán.

• Por último, pero no menos importante, hay que destacar la capacidad saciante que tiene el agua. La opción más saludable para hidratarse.

No importa que no estés haciendo esfuerzo físico, es igual de importante hacerlo también en la oficina, en algún trayecto, estudiando… Es importante tener en cuenta las recomendaciones que las autoridades sanitarias realizan cada verano para que se beban en torno a los 2,5 litros diarios de agua, que se vaya siempre con una botella de agua encima y que se beba constantemente a pequeños sorbos incluso si no se tiene sed. Por ello la mejor opción es tener siempre cerca una máquina expendedora de agua como los que ofrecemos en Serunion, más aún en estos calurosos meses de verano.

Además, las personas que trabajan al aire libre o realizan una práctica deportiva intensa deben tener en cuenta que pierden significativamente más agua a través del sudor que las personas con una actividad más sedentaria. Y si no la reponen el proceso de deshidratación es más rápido. Pero en este caso, además de beber agua deberá reponer los nutrientes y minerales, especialmente el sodio y el potasio, así como magnesio, calcio o hierro. Las bebidas isotónicas, la fruta o barritas energéticas ayudan a cumplir con esa doble función de reponer el agua y remineralizar el organismo y se pueden encontrar en las máquinas vending tradicionales que seguramente se encuentren cerca de las máquinas de agua. Una perfecta combinación. 

Explícanos tu necesidad.
Nos pondremos en contacto contigo para darte solución