Las máquinas expendedoras se reinventan hacia nuevas opciones respetuosas con el medioambiente

En la actualidad nos enfrentamos a un gran reto medioambiental derivado de la superpoblación y el consumo. Es decir, cada vez somos más y consumimos más. Esta situación tiene consecuencias devastadoras para el medioambiente, hace peligrar la economía y tiene efectos negativos sobre la salud de las personas. Por eso, ahora con la disminución de la contaminación en las grandes ciudades causada por el confinamiento de todos los ciudadanos, los expertos ven un poco de luz en el problema climático.

Esto confirma que tenemos en nuestras manos el deber y la responsabilidad de proteger el entorno y, de este modo, garantizar el bienestar social. Y, por suerte, cada vez son más las personas que toman conciencia y buscan alternativas para un consumo más sostenible.

Ante el perfil de un consumidor cada vez más consciente y proactivo, empresas como Serunion Vending han emprendido iniciativas para minimizar la huella medioambiental de sus procesos. El vending, como tantos otros sectores, también ha tenido que reinventarse.

Reducción de residuos

Es una realidad más que evidente que el exceso de plásticos está causando enormes problemas ecológicos. La reducción del uso de este material ya no es solamente una demanda social, si no una exigencia por parte de las instituciones europeas. De hecho, la Eurocámara ya ha aprobado la prohibición de los plásticos de un solo uso a partir de 2021.

Desde hace ya algunos años, el sector del vending trabaja para adaptar sus máquinas expendedoras para no generar tantos residuos y minimizar la huella medioambiental. Estamos sustituyendo progresivamente los productos de plástico de un solo uso —como botellas, vasos o paletinas —, por productos fabricados con materiales reciclados como papel, madera o vidrio.


Gestores de residuos

La tecnología ha permitido el desarrollo de sistemas para impedir que los residuos que pueden ser aprovechados, terminen en el vertedero, en las calles, ríos y playas. Muchas máquinas expendedoras ya ofrecen la posibilidad de hacer una gestión eficiente de los productos que se consumen.

Un gran ejemplo de esta apuesta por la innovación y la sostenibilidad son las máquinas compactadoras y trituradoras. Además, muchas de estas máquinas incorporan un sistema de incentivos por cada producto reciclado para fomentar los hábitos de reciclaje entre los consumidores.

Explícanos tu necesidad.
Nos pondremos en contacto contigo para darte solución